ANUDAN EL CABO DE UNA CEREZA CON LA LENGUA

24 sept. 2010

DOUBLE EXIT


Mi tajo es semejante a aquél del que salí.
Debo salir de nuevo, por mi propio tajo.
Debo circunscribir, contorsionarme, adelgazar
hasta moverme como una línea en tránsito.
Tirar lo que sobra. Frotar el exceso. Escupir.
Reducir mi estructura al mínimo mapa indispensable.

Entonces, cuando mi cabeza asome nuevamente,
tensando la soberanía de mis labios,
rechazaré las propuestas del circo y de las tribus.
Diré: me he parido, he cortado el cordón, emancipada,
no hay llanto que no sabe, no hay sangre previsible,
sino el insoportable rastro de mugre acumulado,
la efímera visión de un cielo de estrellas de alquiler.

Me lavaré con la lengua de una aviadora acróbata.
Beberé de la lata donde beben los perros.




Imagen: Lucio Fontana, Concetto Spaziale, Attesa, 1967.

13 sept. 2010

NO EXIT


Del tajo en el que entraste
para hundirme en el mundo,
no saldrás. No lo lamento.
Atragantado de flores y murciélagos,
nada podrás decir.
Nada se dice abajo, en esa noche.
Los murciélagos rivalizan con los pájaros.

(Al tajo que me expulsó a este mundo,
sin pedirlo, no podría volver. No lo lamento.
Está tatuado en mí. Tracé el dibujo.
Atragantada por lo impronunciable,
lo convertí en el cuerno de mi propio unicornio.
Perforo, cuelgo, anudo, elijo el estandarte)

Mi sexo prensil te ha secuestrado.
Sellado con sus labios la salida de tu curiosidad.
No podrías estar mejor en otra parte.
Te como y tus astillas navegan por mis venas.
Ahora que ya me has visto desde adentro
supongo que no hay nada que quieras preguntar.



Imagen: Lucio Fontana, Concetto Spaziale, 1961.